William Alexander Corzo, Esq.

ASESOR DE LA LEY

“La justicia no consiste en ser neutral entre el bien y el mal, sino en descubrir el bien y defenderlo, dondequiera que se encuentre, contra el mal”.

– Theodore Roosevelt

William Corzo nació en Chicago, Illinois, y se crió en Seminole, Florida. A temprana edad el Sr. Corzo reconoció que la justicia no siempre llega, sino que a veces hay que luchar por ella. Con el deseo de asegurar que las personas tengan una oportunidad justa y que el gobierno o las grandes corporaciones no se aprovechen de ellas, el Sr. Corzo se dedicó a la abogacía. El viaje del Sr. Corzo comenzó en la Universidad del Sur de Florida en Tampa, Florida, donde obtuvo una licenciatura en Ciencias Políticas. A partir de ahí, asistió a la Escuela de Derecho de Nueva Inglaterra en Boston, Massachusetts, obteniendo su Doctorado en Derecho en mayo de 2002.

Después de graduarse, el Sr. Corzo trabajó para un renombrado bufete de abogados de accidentes de trabajo y de automóviles en San Petersburgo, Florida, donde representó a cientos de clientes lesionados. Después de unos años, el Sr. Corzo se trasladó a Orlando, Florida, donde trabajó en la Oficina del Defensor Público para los condados de Osceola y Orange.Allí el Sr. Corzo representó a miles de clientes de delitos menores y graves que no contaban con los recursos para luchar por sus propios medios. Durante el tiempo que estuvo allí, el Sr. Corzo ascendió rápidamente y acumuló más de 25 juicios con jurado.

Al terminar su trabajo en la Oficina del Defensor Público, el Sr. Corzo y un colega formaron un bufete de abogados centrado en la defensa penal y las lesiones personales.A partir de entonces, el Sr. Corzo se unió a una conocida firma de lesiones personales en Orlando, Florida, donde manejó miles de casos de lesiones. Inmediatamente antes de unirse a Victory Law Firm, el Sr. Corzo practicó con un conocido abogado demandante certificado por la junta y obtuvo millones de dólares en acuerdos para sus clientes.

El Sr. Corzo está conmovido y se siente honrado de haber ayudado a otros a buscar justicia en su momento de necesidad y está listo para ayudarlo en sus problemas legales.

William Alexander Corzo, Esq.

ASESOR DE LA LEY

“La justicia no consiste en ser neutral entre el bien y el mal, sino en descubrir el bien y defenderlo, dondequiera que se encuentre, contra el mal”.

– Theodore Roosevelt

William Corzo nació en Chicago, Illinois, y se crió en Seminole, Florida. A temprana edad el Sr. Corzo reconoció que la justicia no siempre llega, sino que a veces hay que luchar por ella. Con el deseo de asegurar que las personas tengan una oportunidad justa y que el gobierno o las grandes corporaciones no se aprovechen de ellas, el Sr. Corzo se dedicó a la abogacía. El viaje del Sr. Corzo comenzó en la Universidad del Sur de Florida en Tampa, Florida, donde obtuvo una licenciatura en Ciencias Políticas. A partir de ahí, asistió a la Escuela de Derecho de Nueva Inglaterra en Boston, Massachusetts, obteniendo su Doctorado en Derecho en mayo de 2002.

Después de graduarse, el Sr. Corzo trabajó para un renombrado bufete de abogados de accidentes de trabajo y de automóviles en San Petersburgo, Florida, donde representó a cientos de clientes lesionados. Después de unos años, el Sr. Corzo se trasladó a Orlando, Florida, donde trabajó en la Oficina del Defensor Público para los condados de Osceola y Orange.Allí el Sr. Corzo representó a miles de clientes de delitos menores y graves que no contaban con los recursos para luchar por sus propios medios. Durante el tiempo que estuvo allí, el Sr. Corzo ascendió rápidamente y acumuló más de 25 juicios con jurado.

Al terminar su trabajo en la Oficina del Defensor Público, el Sr. Corzo y un colega formaron un bufete de abogados centrado en la defensa penal y las lesiones personales.A partir de entonces, el Sr. Corzo se unió a una conocida firma de lesiones personales en Orlando, Florida, donde manejó miles de casos de lesiones. Inmediatamente antes de unirse a Victory Law Firm, el Sr. Corzo practicó con un conocido abogado demandante certificado por la junta y obtuvo millones de dólares en acuerdos para sus clientes.

El Sr. Corzo está conmovido y se siente honrado de haber ayudado a otros a buscar justicia en su momento de necesidad y está listo para ayudarlo en sus problemas legales.